Dirección

Jr. Estados Unidos 838. Jesús María.
Lima, Perú.

Contáctanos

El Arzobispado de Piura informó que a partir del 15 de noviembre de este año se reanudarán las celebraciones Eucarísticas y sacramentales en todas las sedes parroquiales y en aquellas capillas donde los párrocos, rectores de iglesia y capellanes puedan garantizar la implementación de los protocolos de bioseguridad, higiene y distanciamiento social.

PUEDES LEER: Pronunciamiento de los Obispos del Perú sobre la reapertura de los templos

Asimismo, se mencionó que las primeras comuniones y confirmaciones serán en el año 2021, para tal efecto, el Arzobispado indicó que oportunamente se darán más indicaciones al respecto. Se estableció que será responsabilidad de los párrocos, rectores de iglesias y capellanes, fijar los horarios de las Misas, debiendo informar de los mismos a sus fieles y al Vicario Episcopal de su Vicaría. En cada celebración deberá haber por lo menos una hora de intermedio.

Según el documento, les corresponderá a los organizadores de las celebraciones Eucarísticas y sacramentales realizar un estricto control de los asistentes, asegurándose que durante la celebración de la Santa Misa, los equipos de voluntarios parroquiales estén siempre cuidando que los fieles observen estrictamente todas las medidas de higiene, bioseguridad y distanciamiento social que se encuentran recogidas tanto en el “Protocolo para las Actividades Religiosas de la Iglesia Católica en tiempos de Pandemia” de la Conferencia Episcopal Peruana.

Para garantizar estas medidas, se ha dispuesto la “Guía para la celebración de Misas, Sacramentos y otros Actos de Culto Público con control de Asistentes” del Arzobispado de Piura.

En tanto, el Arzobispado invocó a los párrocos, rectores de iglesias, capellanes y sacerdotes de Piura y Tumbes, volver a estudiar estos documentos e implementar escrupulosamente todas sus indicaciones para una fructuosa celebración de la Eucaristía, y para cuidar la salud y el bien integral de los fieles.

Dentro de las medidas que deberán observarse estrictamente, destacan:

  • El control de la temperatura de todos los asistentes.
  • El uso obligatorio de la mascarilla para todas las personas durante toda la celebración. – El adecuado lavado y desinfección de manos y calzado, así como la desinfección de los templos después de cada celebración eucarística y sacramental.
  • El aforo de los templos no deberá exceder en ningún momento a un tercio (1/3) de su capacidad total.
  • Durante toda la celebración se deberá guardar el distanciamiento social requerido de un (01) metro como mínimo entre persona y persona en todas las direcciones.
  • Observar fielmente todo lo establecido con relación a la “Sagrada Comunión”, dispuesto en el punto N° 8 de la “Guía para la celebración de Misas, Sacramentos y otros Actos de Culto Público con control de Asistentes” del Arzobispado de Piura.
  • Finalmente, y en especial atención a las personas menores de 14 años y mayores de 65 años de edad, así como de aquellos que padecen enfermedades crónicas o que tienen sistemas inmunológicos comprometidos, o aquellos que en conciencia piensen sinceramente que podrían ponerse en riesgo, y que por tanto no podrán asistir a la celebración de la Eucaristía, se deberá mantener para ellos una Misa transmitida por las redes sociales o a través de otro medio como Radio o Televisión. Para estas personas la dispensa del precepto dominical se mantiene por el momento.
Compartir: