Dirección

Jr. Estados Unidos 838. Jesús María.
Lima, Perú.

Contáctanos

En busca de mejorar los ingresos económicos, así como la calidad de vida de las poblaciones más vulnerables, Cáritas del Perú junto con Cáritas Huari y la Compañía Minera Antamina S.A, desarrollan el proyecto agrícola “Incremento de ingresos y empleo sostenible mediante el aprovechamiento de hongos comestibles del pino” en 13 comunidades de los distritos de San Marcos y Chavín de Huantar, Áncash.

Este proyecto ha mejorado las competencias de 80 productores de hongos comestibles (Suillus luteus), fortaleciendo el conocimiento de los productores respecto a técnicas de recolección y procesamiento de conservación y articulación al mercado nacional y de exportación con empresas comercializadoras de Lima y Tacna.

“Se acondicionaron las plantaciones, mediante adecuadas intervenciones silviculturales y utilizando prácticas de retención de humedad de la temporada de lluvias, por ejemplo con la incorporación de acículas del pino en la superficie del suelo, con la finalidad de crear condiciones favorables de luminosidad, aireación y humedad, para estimular la proliferación del hongo y luego su posterior recolección durante la época de lluvias, acopio, deshidratación, envasado y comercialización, dando valor agregado como hongos comestibles deshidratados”, explicó el Ing. Ezau Salazar, coordinador del proyecto.

Los hongos deshidratados por los beneficiarios del proyecto han sido procesados bajo las normas de buenas prácticas de manufactura, garantizando estándares de calidad exigidos por el mercado nacional y de exportación, tanto en tamaño, humedad, color, aroma e inocuidad.

REGALO DEL BOSQUE

Este producto regalo del bosque, no era conocido ni aprovechado por más del 90% de productores y los pocos que los recolectaban y secaban de manera muy artesanal obtenían un producto de muy mala calidad y bajo precio, el cual era vendido a acopiadores en los mercados locales entre S/. 5.00 a S/.8.00 en el mejor de los casos.

“Los productores han obtenido ingresos significativos a su economía familiar, es así que antes ganaban en promedio 50 soles por familia y ahora su ingreso se ha incrementado a 1100 soles en promedio por campaña, a través de la venta, lo que los anima a seguir difundiendo las bondades de los hongos comestibles de pino”, indicó el Ing. Ezau Salazar.

Además, cada productor cuenta con 3.5 hectáreas de pino aproximadamente, de las cuales pueden recolectar en la época de lluvias entre 800 y 2500 Kg de setas frescas de hongos por hectárea las que al ser limpiadas, peladas y secadas, utilizando secadores solares tipo invernadero, podrían obtener entre 50 a 150 Kg. de setas secas comercializables por hectárea con precios entre 20 a 25 soles por Kg.

Los hongos comestibles son un súper alimento con contenido de 23% de proteína, más alto que las carnes y rico en minerales como fósforo, potasio, calcio, zinc, hierro, 8 aminoácidos esenciales y algunas vitaminas.

Gracias a la capacitación y demostración de la preparación de platos a base de hongos, se ha comenzado a incorporar en la dieta de las familias rurales, contribuyendo así a mejorar la ingesta de proteínas y nutrientes de calidad, de los que carecían estas familias.

Share: